Proyecto destacado: Centene en Charlotte

julio 8, 2021

Centene es una estructura verdaderamente única. Rodeado de una zona boscosa, el arquitecto pretendía integrar el edificio en el paisaje natural.

Planificación

En este proyecto se pensó mucho antes de empezarlo. El contratista general, el arquitecto y los colaboradores de Lithko se centraron en todos los detalles que podían entrar en juego en un proyecto tan inusual. El coste, la logística, el diseño y la seguridad se discutieron antes de iniciar la actividad en la obra.

«Trampolines»

Estas plataformas estarán rodeadas de cristal y crearán una sensación de apertura entre las distintas plantas del edificio. Prevemos que el espacio pueda utilizarse para oficinas, pequeñas salas de conferencias o zonas de descanso.

Escaleras

Las «escaleras flotantes» sólo se apoyan en su conexión con el forjado en cada planta y presentan una solución visualmente atractiva a una necesidad práctica. Nuestro equipo instaló cuatro juegos de escaleras en las dos torres de oficinas, vertiendo un tramo cada cuatro días y cumpliendo los criterios de acabado de clase A.

«Árboles»

Puede que veas postes metálicos que sostienen los pisos primero a tercero y te preguntes por qué no están rectos. Este detalle pretende contribuir a la temática arbórea al parecerse a los troncos y ramas de los árboles. Los postes soportan una losa en voladizo de 10′ y son una verdadera proeza de ingeniería. Las losas no son autoportantes y requirieron un apuntalamiento provisional hasta que se instalaron los postes metálicos.

Técnica

Los voladizos de los edificios de 30 y 60 pies se apoyaron en torres de apuntalamiento de gran resistencia, que se asentaron sobre un sistema de cimentación diseñado específicamente. Una vez fundidos todos los puntales de acero necesarios en los niveles superiores, se elevó ligeramente el voladizo, simultáneamente en todos los puntos de apoyo. Esto llevó las losas en voladizo a la elevación predeterminada y permitió la soldadura final entre los puntales de acero y sus placas de apoyo en los pilares. Una vez finalizada la operación de soldadura, se soltaron los voladizos en sus posiciones definitivas.

Los cimientos del edificio tenían que ser lo bastante gruesos y resistentes para soportar seis niveles, con algunas torres de apuntalamiento que transfirieran hasta 1,9 millones de libras de carga al suelo. Curiosamente, parte de estos cimientos acabarán retirándose para permitir la instalación de otros elementos de diseño.

El acabado del hormigón en los muros vertidos con matrices es muy artístico. ¡Fíjate bien en la textura de la pared!

Desafíos únicos

Para ayudar a sostener el importante peso de las losas en voladizo, se conectaron placas de acero vertiéndolas directamente en los pilares. Este enfoque combinaba los materiales individuales en unidades fuertes y cohesionadas.

 

¡Buen trabajo, Charlotte BURG! Estamos deseando visitar este impresionante espacio.

Más información sobre este apasionante proyecto